Garamicina: Indicaciones, Continuidad, Usos y Cómo Administrarlo

para que sirve la ampolla de garamicina

Pertenece a la familia de medicamentos llamados antibióticos. Se utilizan para tratar infecciones y está disponible solo con la prescripción de su médico.

Indicaciones

Para reducir el desarrollo de bacterias resistentes a los medicamentos y mantener la efectividad de Garamicina y otros medicamentos antibacterianos, este medicamento debe usarse solo para tratar o prevenir las infecciones que son probadas o se sospecha que son causadas por bacterias susceptibles.

Cuando se dispone de información de cultivo y susceptibilidad, deben considerarse al seleccionar o modificar la terapia antibacteriana.

En ausencia de tales datos, la epidemiología local y los patrones de susceptibilidad pueden contribuir a la selección empírica de la terapia.

Está indicado para tratar infecciones graves que fueron causadas por cepas susceptibles de estos microorganismos:

  • Pseudomonas aeruginosa.
  • Especies de Proteus.
  • Escherichia coli.
  • Estafilococo.

Los estudios han revelado que la inyección de Garamicina, es efectiva en la sepsis neonatal bacteriana; septicemia bacteriana; e infecciones bacterianas graves del sistema nervioso central (meningitis), tracto urinario, tracto respiratorio, tracto gastrointestinal (incluida la peritonitis), piel, huesos y tejidos blandos (incluso quemaduras).

Los aminoglucósidos, incluido Garamicina, no están indicados en los episodios iniciales no complicados de infecciones del tracto urinario a menos que los microorganismos causales sean susceptibles a estos antibióticos.

Se deben obtener muestras para cultivo bacteriano para aislar e identificar organismos causantes y determinar su susceptibilidad a la Garamicina.

El sulfato Garamicina se puede considerar como terapia de primera línea en infecciones por gramnegativos sospechosos o confirmados, y se puede iniciar el tratamiento aunque aún no se hayan obtenido los resultados de las pruebas de susceptibilidad.

¿Cuándo darle continuidad al tratamiento?

La continuidad con este medicamento se basa en los resultados de las pruebas de susceptibilidad, la gravedad de la infección y los conceptos adicionales importantes que se incluyen en la caja.

Si los organismos causantes son resistentes a este medicamento, se debe instituir otra terapia apropiada.

En infecciones en donde se desconoce la causa, se puede administrar Garamicina  como terapia inicial y al mismo tiempo un medicamento tipo penicilina antes de obtener los resultados de la prueba de susceptibilidad.

Si existe sospecha de microorganismos anaeróbicos como agentes etiológicos, se debe considerar el uso de otro tratamiento con Garamicina.

Después de la identificación del organismo y su susceptibilidad, de igual forma se debe continuar la terapia antibiótica adecuada.

Este medicamento se ha utilizado exitosamente en junto con carbenicilina para tratar infecciones potencialmente mortales causadas por Pseudomonas aeruginosa.

La inyección de Garamicina, también ha demostrado ser eficaz en el tratamiento de infecciones estafilocócicas graves.

Si bien no es el antibiótico de primera elección, este medicamento puede considerarse cuando las penicilinas u otros fármacos menos potencialmente tóxicos están contraindicados y las pruebas de susceptibilidad bacteriana y el juicio clínico indican su uso.

También se puede considerar en infecciones mixtas causadas por cepas susceptibles de estafilococos y organismos gramnegativos.

En el neonato con sospecha de sepsis bacteriana o neumonía estafilocócica, un medicamento de tipo penicilina también suele estar indicado como tratamiento concomitante con Garamicina.

Usos

Este medicamento se usa para tratar ciertas infecciones bacterianas graves. Es eficaz en infecciones del tracto respiratorio, infecciones de la sangre, infecciones renales o de la vejiga.

Tambien para infecciones oculares, infecciones del oído, quemaduras e infecciones de heridas, infecciones en bebés recién nacidos, infecciones ginecológicas, hinchazón con pus (absceso) e inflamación de la capa interna del corazón (endocarditis) debido a las bacterias.

La Garamicina es un antibiótico aminoglucósido, utilizado para tratar muchos tipos de infecciones bacterianas, en particular las causadas por bacterias Gram-negativas.

Es uno de los pocos antibióticos termoestables que permanecen activos incluso después del tratamiento en autoclave, lo que lo hace particularmente útil en la preparación de ciertos medios de crecimiento microbiológico.

Tratamiento de infecciones bacterianas susceptibles, normalmente bacterias Gram-negativas que incluyen Pseudomonas, Proteus y Serratia.

La Garamicina es el único antibiótico estable al calor, de ahí su uso durante la cirugía ortopédica cuando se requieren altas temperaturas (por ejemplo, reemplazos de cadera).

¿Cómo se administra la Garamicina?

  • Use la solución como lo indique su médico. Verifique la etiqueta del medicamento para ver las instrucciones de dosificación exactas.
  • La solución generalmente se administra como una inyección en el consultorio de su médico, hospital o clínica. Si va a utilizar Garamicina en casa, un médico le debe enseñar cómo usarla.
  • Asegúrese de entender cómo usar la solución. Siga los procedimientos que le enseñen cuando use una dosis. Póngase en contacto con su médico si tiene alguna pregunta.
  • No use la solución Garamicina si contiene partículas, está turbia o descolorida, o si el vial está agrietado o dañado.
  • Se recomienda beber líquidos adicionales mientras usa la solución. Consulte con su médico para obtener instrucciones.
  • Mantenga este producto, así como las jeringas y agujas, fuera del alcance de los niños y las mascotas. No reutilice agujas, jeringas u otros materiales.
  • Pregúntele a su médico cómo deshacerse de estos materiales después de su uso. Siga todas las normas locales para la eliminación.
  • No mezcle la solución con cefalosporinas (por ejemplo, Cefalotina) o penicilinas, ya que puede inactivar la solución de Garamicina.
  • Administrar por separado. Si olvida una dosis de la solución, úselo lo antes posible. Consulte con su médico, farmacéutico o enfermero para obtener instrucciones sobre la programación de otras dosis.
  • Pregúntele a su médico cualquier duda que tenga sobre cómo usar la solución Garamicina.