Criptorquidia: Definición, Causas, Factores de Riesgo, Síntomas, Diagnóstico, Tratamiento y Complicaciones

como se manifiesta la criptorquidia a los 10 años

Un testículo no descendido requiere cirugía, llamada «orquidopexia», para colocarlo en el escroto.

La criptorquidia se refiere a un testículo no descendido.

Cuando el testículo se forma en el abdomen, incluso después del nacimiento algunos testículos pueden bajar a la posición normal en el escroto ( la mayoría de ellos bajan a los 4 meses de edad).

Si el testículo no está en el escroto a los 6 meses de edad, es poco probable que pueda bajar. Este testículo también se le llama un testículo no descendido.

Si el testículo no se puede sentir en absoluto, se llama «testículo criptorquidia».

Síntomas de la criptorquidia

Los testículos no descendidos pueden ser palpables o no palpables.

Un testículo palpable y no descendido se puede sentir durante un examen físico. Alrededor del 80 por ciento de los casos son palpables.

El testículo generalmente se localiza al final del canal inguinal, un canal que lleva el cordón espermático hacia el pene y el escroto en los hombres.

Hay tres tipos principales de testículo no descendido:

  • Abdominal: la ubicación menos común para un testículo no descendido es en el abdomen.
  • Inguinal: el testículo se ha movido al canal inguinal, pero no se ha movido lo suficiente como para ser detectado por el tacto.
  • Atrófico o ausente: el testículo es muy pequeño o nunca se formó.

Un testículo no descendido no palpable no se puede sentir durante un examen físico.

Factores de riesgo

Los siguientes factores de riesgo están relacionados con la criptorquidia:

  • Nacimiento prematuro, y cuanto antes el nacimiento, mayor es el riesgo.
  • Los bebés cuyo peso al nacer es inferior a 5.5 lb tienen el doble o el triple del riesgo.
  • Síndrome de Down y otras afecciones que pueden retrasar el crecimiento fetal.
  • Exposición a pesticidas o químicos que alteran las hormonas, como DES.
  • Historial familiar de problemas de desarrollo genital.
  • Consumo de tabaco durante el embarazo por la madre.

El consumo de más de cinco bebidas alcohólicas por semana durante el embarazo también se ha relacionado con la criptorquidia temporal.

Causas de la criptorquidia

En las primeras etapas, todos los fetos tienen precursores reproductivos idénticos, independientemente de su sexo.

En otras palabras, tienen estructuras que pueden convertirse en órganos reproductivos masculinos o femeninos.

El niño recibe un par de cromosomas sexuales de su madre y su padre. Los cromosomas sexuales son un par de moléculas de ADN. Los cromosomas serán XX si el feto es femenino y XY si es masculino.

A medida que el feto se desarrolla, el gen XY promueve el desarrollo del testículo. Los testículos producen hormonas que luego promueven el crecimiento del tracto reproductivo masculino y evitan el desarrollo femenino.

Se cree que los problemas de los testículos ausentes o no desarrollados ocurren en esta etapa.

El desarrollo genital anormal también puede deberse al síndrome de insensibilidad a los andrógenos, un trastorno genético en el cual los fetos XY no responden a las hormonas masculinas, o los andrógenos, como la testosterona.

En este caso, el bebé nace con el aspecto de una niña, con una vagina pequeña, ciega y con bolsa, pero sin útero, ovarios ni trompas de Falopio. Los testículos están presentes en el abdomen o el canal inguinal.

En la mayoría de los casos de testículo no descendido, una combinación de factores genéticos, la salud materna y algunos factores ambientales alteran las hormonas, los cambios físicos y la actividad nerviosa que está involucrada en el desarrollo de los testículos.

Sin embargo, la causa exacta es desconocida.

Diagnóstico

Para diagnosticar un testículo no descendido, el bebé generalmente se coloca en un baño tibio. Esto lo ayuda a relajarse y expande la piel alrededor del escroto, facilitando la realización del examen.

Si el testículo no está en el escroto y no se puede sentir, un urólogo pediátrico probablemente realizará más pruebas. En aproximadamente el 20 por ciento de los casos, el testículo faltante no se descubre hasta que el niño deja de ser un bebé.

Estos pueden incluir:

  • Ecografía para localizar el testículo, si está en la ingle.
  • Imagen de resonancia magnética con un agente de contraste que se inyecta en el torrente sanguíneo, para mostrar si el testículo está en la ingle o en el abdomen.
  • La laparoscopía consiste en un tubo con una pequeña cámara de video que se inserta a través de una pequeña incisión en el abdomen. La cirugía correctiva puede ser posible durante este procedimiento.
  • La cirugía abierta puede ser necesaria en casos raros y complicados, para explorar directamente dentro del abdomen.

Si ambos testículos no se han descendido, se puede recomendar una prueba genética para determinar los cromosomas sexuales (XX, XY).

Algunas bebés tienen genitales masculinos externos o genitales ambiguos.

Las pruebas que se pueden llevar a cabo para verificar la presencia de testículos no descendidos incluyen ultrasonido, para ver si hay ovarios, análisis de sangre y orina para controlar los niveles de hormonas y una prueba genética relacionada con el sexo.

Tratamiento para la criptorquidia

En alrededor de la mitad de todos los pacientes con criptorquidia, el testículo descenderá por sí solo dentro de los 3 meses. Sin embargo, en 1 a 2 de cada 100 casos, no desciende cuando el niño tiene 6 meses de edad y se necesita cirugía.

Orquidopexia

La orquidopexia es un procedimiento quirúrgico que se usa comúnmente para liberar un testículo no descendido e implantarlo en el escroto.

Por lo general, se realiza entre las edades de 6 a 18 meses.

Se debe realizar definitivamente antes de que un niño tenga dos años, ya que retrasar la operación puede aumentar el riesgo a largo plazo de desarrollar cáncer testicular o infertilidad.

Los testículos residen en el escroto, porque necesitan estar a una temperatura más baja que el resto del cuerpo para producir esperma; si no están a esta temperatura, perjudicará la producción de esperma.

El cirujano hace una pequeña incisión en el abdomen y usa pequeños instrumentos quirúrgicos para mover el testículo hacia el canal inguinal y colocarlo en el escroto, usando una segunda incisión.

El canal inguinal normalmente está sellado para evitar que el testículo vuelva a subir.

La mayoría de los pacientes regresan a casa el mismo día de la cirugía.

¿Por qué es necesaria la cirugía para la criptorquidia?

Hay varias razones para colocar un testículo no descendido en el escroto:

Fertilidad: la temperatura en el escroto es menor que en el abdomen. Sabemos que las células productoras de espermatozoides en el testículo les va mejor si se encuentran en el medio ambiente más fresco escrotal.

Con lo que colocar el testículo en el escroto a una edad temprana puede mejorar la calidad y las posibilidades de fertilidad en el futuro semen.

Cáncer: los testículos no descendidos tienen una mayor probabilidad de desarrollar cáncer más adelante.

No está claro si la colocación temprana del testículo en el escroto disminuye la probabilidad de tener cáncer. La colocación de los testículos en el escroto sí permite el auto-examen de los testículos y la detección temprana del cáncer testicular en caso de producirse.

Hernia: un saco de la hernia se asocia casi siempre con un testículo no descendido. Durante la operación para llevar el testículo hacia abajo, esta hernia se identifica y se fija de forma rutinaria.

¿Cuándo debe realizarse la cirugía?

Dado que algunos testículos que no descienden, al nacer bajarán, lo mejor es esperar hasta alrededor de los 6 meses de edad. A esta edad, si un testículo no se puede sentir o está muy alto, es poco probable que pueda bajar, entonces es momento de pensar en la cirugía.

¿Cómo es la cirugía?

En la mayoría de los casos, el niño se irá a casa el mismo día de la cirugía, la cual se lleva a cabo mediante una pequeña incisión en la ingle y en el escroto. No hay puntos de sutura.

En algunos niños, cuando el testículo no se puede sentir (criptorquidia), la laparoscopia puede ser utilizada. La laparoscopia implica hacer una incisión en el abdomen y la colocación de un telescopio con luz a través de esta incisión para buscar el testículo que falta.

¿Cuáles son algunos de los riesgos específicos con la orquidopexia?

Infección o sangrado de la herida, pueden ocurrir con cualquier operación.

Lesión en los vasos sanguíneos testiculares o el conducto deferente (conducto que transporta los espermatozoides) se puede producir cuando se realiza una orquidopexia. Estas estructuras son delicadas y evitar hacerles daño requiere delicadeza y precisión mientras se realiza la cirugía.

En raras ocasiones, hay algunos testículos que no alcanzan el escroto después de la primera cirugía y requieren una segunda incisión (un año más tarde) para ponerlos en su posición escrotal normal.

Complicaciones de la criptorquidia

Para desarrollarse y funcionar correctamente, los testículos necesitan un entorno que sea de 2 a 3 grados más bajo que la temperatura corporal normal. El escroto ofrece este entorno.

Si el testículo no ha descendido, su entorno estará demasiado caliente. Esto puede provocar cáncer testicular o problemas de fertilidad, debido a un bajo recuento de espermatozoides y una baja calidad de los espermatozoides.

Otras complicaciones del testículo no descendido incluyen una mayor incidencia de cáncer testicular, cuyas razones siguen sin estar claras. Esto afecta a menos del 1 por ciento de los hombres.

Puede ocurrir torsión testicular, en la cual el cordón espermático está retorcido. El cordón espermático contiene nervios, vasos sanguíneos y tubos que transportan el semen desde el testículo hasta el pene.

Si no se trata, el individuo puede perder el testículo afectado.

Si el testículo está en la ingle, la presión del hueso público puede dañarlo. Una hernia inguinal puede resultar si una porción de los intestinos empuja hacia la ingle.

El daño al conducto deferente puede ser una complicación resultante de la cirugía. El conducto deferente es el tubo que conecta el testículo con la uretra.